Segundo día Triduo Oración pidiendo intercesión del Beato Miguel Sopocko

Segundo día Triduo Oración pidiendo intercesión del Beato Miguel Sopocko

 

MicheleSopocko 001Día 14.

Las Letanías de la Divina Misericordia. (cfr. Diario, 949)

Oración para todos los días.

Lectura Bíblica: Juan 10, 11-18

Meditación:

El alma que desea sinceramente progresar en la perfección, debe seguir estrictamente los consejos del director espiritual. Tanta santidad cuanta dependencia. (DSF.377)

Enseñanzas del beato Miguel Sopoćko. La prudencia

Cada virtud y cada obra cristiana debe ser, ante todo, prudente, ya que la prudencia es la guía de todas las virtudes. La prisa tanto se opone a la prudencia que muchos, al sentir algún apremio, expresamente se contienen de realizar la obra convencidos de que la hacen mal. Dios tampoco recomienda darse demasiada prisa. Él mismo actúa tranquilamente de acuerdo con el plan hecho desde siempre. A sus siervos no les exige prisa, sino buen juicio y acciones prudentes. Los entendidos en la vida espiritual dicen que allí donde hay prisa; no hay actuación de Dios. Por eso tampoco nosotros debemos darnos demasiada prisa. Frenemos los apremios interiores, pidiendo la ayuda de Dios para que disponga las condiciones para actuar. Es mejor no hacer nada que hacer algo mal o a causa de la prisa, sin prudencia desbaratar los planes Divinos. En toda esta causa veo la actuación de Dios, por eso aconsejo no apremiar, ya que para todo llegará su tiempo. Lo que Dios ha decidido, será, aunque se acumulen hasta los más grandes obstáculos, porque ¿quién es capaz de oponerse al Creador? (Carta a sor Faustina, Noviembre de 1937).

Oración pidiendo la gracia de un Sacerdote Asesor espiritual "según el Corazón de Dios" por intercesión del Beato Miguel Sopoćko.

Señor, Dios nuestro, que infundiste en el beato Miguel Sopoćko espíritu de verdad y de amor para dirigir a Santa Faustina y le confiaste la misión de apacentar a tu pueblo con su predicación y de iluminarlo con su vida y su ejemplo, concédenos, por su intercesión, el director espiritual que guie e ilumine nuestras Casas de Misericordia, según Tu corazón. Por nuestro Señor Jesucristo.

Oh Sangre y Agua que brotaste de...