Unidos a las festividades de la Iglesia en Panamá

Unidos a las festividades de la Iglesia en Panamá

En Panamá, nuestros misioneros participaron en la Festividad de San Sebastián, del Cristo Negro de Esquipulas y en el Encuentro de Renovación Juvenil como preparación a la JMJ en el 2019

Iniciando este Nuevo Año nuestras misioneras  Maritza y Damaris dieron a conocer a través de las redes sociales la festividad de San Sebastián, el Santo Patrono mártir  que cumplía con la disciplina militar, pero no participaba en los sacrificios idolátricos. Además, como buen cristiano, ejercitaba el apostolado entre sus compañeros, visitaba y alentaba a los cristianos encarcelados por causa de Cristo. Fiesta Patronal que  todos los años en esta temporada se celebra en Ocú Diócesis de Chitré

Durante una semana, nuestras misioneras transmitieron en vivo la novena, compartieron el “Encuentro Orante con la Palabra” a través de nuestro manual de oración: “Misericordia día a día”,  y  motivaron la JMJ que tendrá como sede en el 2019 este país centroamericano.

Ernaldo y Berelys coordinadores de la sede de la Casa de la Misericordia en Panamá San Francisco de Asís, junto a un grupo de  misioneros de la obra, también en este mes se unieron a otra de las festividades religiosas que se llevan a cabo en  este país vecino: “La festividad del Cristo Negro de Esquipulas en Antón”. Allí motivaron el “Encuentro Orante con la Palabra”, y se unieron a esta celebración que todos los 15 de enero reúne  una multidunaria procesión que venera al Santo Cristo y  en la que  los devotos participan junto a sus familias para renovar su fe en Dios.

También nuestros misioneros en Panamá estuvieron muy animados y comprometidos en el Encuentro de Renovación Juvenil “ ENRJ”, que durante cuatro días reunió alrededor de 10 mil jóvenes para vivir una nueva experiencia con Dios y como preparación a la JMJ 2019 . Encuentro en el que el nuevo Nuncio Apostólico en Panamá, monseñor Miroslaw Adamczyk, durante la eucaristía de clausura envió un mensaje a los jóvenes invitándolos  a no perder la confianza:  “Yo creo en tí, confio en tí...no se preocupen aunque tengan desafíos, aunque tengan fracasos, muchas dudas y pocas respuestas a los problemas. No se preocupen y no pierdan la confianza”

Ya lo decía el Papa Francisco en su discurso en el III Congreso Mundial de los Movimientos Eclesiales y las Nuevas Comunidades que: “La verdadera comunión, además, no puede existir en un movimiento o en una nueva comunidad si no se integra en la comunión más grande que es nuestra santa madre Iglesia jerárquica”.

Bendecimos a Dios por todos estos espacios de comunión y participación que las  Iglesias Particulares nos ofrecen para  participar  y generar  la unidad y comunión con nuestra Iglesia.